TREVISO

Treviso es una  preciosa ciudad de la región del Véneto (Italia). Destaca como la capital de la provincia de Treviso. La ciudad se halla  en la llanura entre el golfo de Venecia y los Alpes, en la confluencia del río Sile con el río Botteniga, a unos 16  kilómetros al sudoeste del río Piave.

Treviso es una localidad idela para visitada caminando tranquilamente. Así, su encanto se nota  paseando bajo los pórticos de las calles mayores o en las numerosas callejuelas que trazan esta ciudad medieval, o  bien siguiendo la ruta de los canales que atraviesan y rodean a Treviso. La ciudad maravilla por su hospitalidad y saber vivir, que se respira en las tabernas, en los bares,. en los restaurantes,  en las tiendas, en las plazas  y en los lugares dedicados a la cultura y el arte.

La visita a Treviso puede arrancar en su calle principal, Calmaggiore, que une la catedral con el ayuntamiento, el Palazzo dei Trecento, que fuer resconstruido durante el siglo XIII.

 La catedral de Treviso, fundada en el siglo XII, fue reconstruida a lo largo de los siglos XV, XVI y XVIII. En ella, sobresale La Anunciación, gran obra de Tiziano de 1570, así como el magnífico fresco La Adoración de los Magos, pintada por Il Pordenone en 1520.

Luego, se puede visitar el Museo Civico que cuenta con restos arqueológicos y una galería de pintura. Tienen varias obras de talla mundial de los siglos XIV, XV y XVI.

Junto a la muralla del siglo XVI, se encuentra la gran iglesia dominica de San Nicolo. Se encuentra repleta de frescos y tumbas, incluyendo varios frescos notables de Lorento Lotto. También varios obras dedicados a Santos de la Iglesia Católica.

 Por último, se recomienda pasear por el concurrido mercado de pescado. Está instalado en un isla del río Sile, lo que recuerda la época cuando se tiraban al agua las sobras.

En definitiva, si viajas por el Veneto, en el norte de Italia, te recomienda que dediques una jornada a conocer a la bonita Treviso.

Dejar respuesta