Los caballos de Gustavo Aceves se apoderan de la Puerta de Brandeburgo en Berlín

EXPOSICIÓN DEL ESCULTOR MEXICANO GUSTAVO ACEVES EN BERLÍN

Hasta el próximo 10 de mayo, 20 caballos de bronce y mármol y una tremenda roca de 20 toneladas acompañarán a  la Puerta de Brandeburgo en Berlín, uno de los espacios más emblemáticos de la capital de  Alemania. El reputado artista mexicano Gustavo Aceves, su creador, tiene los códigos que explicanesta  obra titulada “Lapidarium”.

Uno de los principales orígenes de “Lapidarium”  son esos pedazos de esculturas que se encuentran en los museos y que no se sabe qué hacer con ellos: no se exhiben, por ser fragmentos, si bien tampoco se  puedne tirar toda vez que  son valiosos.

Gustavo Areces, nacido en 1957 en Monterrey (México), pretende  hallar un paralelo con uno de los principales temas de la humanidad: la migración. A la vez que los pedazos de obras de un museo, el mundo desarrollado no sabe qué hacer con las olas migratorias que llegan a las más zonas ricas del mundo cada día.

La obra completa está compuesta por  104 caballos de gran tamaño, 20 de los cuales se pueden ver en  la Pariser Platz, la turística plaza situaa frente a la Puerta de Brandeburgo. El resto se encuentra en el taller de este artista en Italia.

El símbolo más relevante de esta muestra al aire libre  es que el caballo que estará más cerca a la Puerta de Brandemburgo lleva esculpido un corazón a la vista del visitante.

Estas esculturas no tienen que ver con el amor o el romanticismo, sino por el contrario con el juego de palabras en francés entre ‘coeur’ (‘corazón’) y ‘courage’ (‘coraje’). Es decir, el coraje del que se atreve, del que tiene valor, una forma de llamar  a  la conciencia.

A pesar de  lo provocativo que puede llegar a  resultar “Lapidarium”, tanto por la forma de cada caballo como por su dimensión, el autori pretente  ir más allá del mero impacto visual. Este artista mexican busca crear una reflexión sobre la migración y la cantidad de muertes que provoca en la actualidad.

Por últio, Berlín es la primera ciudad que alberga “Lapidarium” en la singular versión que va a recorrer varias ciudades a lo largo y lo ancho del mundo.

Foto vía Diario de Yucatán

Dejar respuesta