Una ruta por las bodegas de Viena

Bodega del Palais Coburg

Viena  es una ciudad de amplia y prestigiosa tradición bodeguera. Ello se  refleja no solo en la gra cantidad de tabernas Heurige, sino también en  algunas de sus bodegas más antiguas.

Con sus ofertas y visitas especiales facilitan que el visitante se acerque a ellas durante su estancia en la capital de Austria. Vamos a conocer varias bodegas vienesas.

1º. Bodega del Palais Coburg:

Se construyó entre unas históricas paredes del siglo XVI. Seis espacios diferentes, componen esta vinoteca, la cual  incluye una bodega de champán. 60.000 botellas descansan tranquilamente en una superficie total de 755 metros cuadrados.

La colección de valiosas rarezas destaca entre las mejores colecciones del vino del planeta. El Palais Coburg ofrece una gran variedad en cuanto visitas a la bodega y las degustaciones. Se encuentra en Coburgbastei, 4.

2º. Bodega de champán Schlumberg:

Es la bodega más antigua de Austria. Más de dos millones de botellas descansan en esta bodega de 300 años de la Casa Schlumberg en Döbling. Durante la visita se puede presenciar en vivo la elaboración del champán, sobre el método tradicional y sobre lo que supone agitar la botella. Asimismo, se puede degustar varias copas de champán.

3º. Bodega del restaurante Artner:

Las bóvedas de la bodega del Restaurante Artner en la Franziskanerplatz provienen de form parcial de  la Edad Media. La gran bodega se combinó con un diseño moderno y presenta  una oferta de más de 7000 botellas. El epicentro de esta cultura vinícola, sin embargo, se encuentra en la región de Carnuntum, en la Baja Austria.

4º. La Bodega Villon:

Esta bodega tiene una antigüedad de más de 500 años. Ubicado justo en el casco antiguo de Viena (Habsburgergasse 4), sus cuatro pisos subterráneos se hunden 16 metros bajo tierra. Se pueden saborear sus espléndidos vinos a la luz de las velas. Destacan  el vino vienés y el agua de manantial de Viena.

Foto vía Travel Modus

Dejar respuesta