El Lago Maggiore

El Lago Maggiore  es un lago alpino del norte de Italia.  Se trata  del segundo lago italiano por tamaño, tras el lago de Garda, con una superficie de 212 kilómetros cuadrados (el 80% pertenece a Italia y el 20% a Suiza). Se halla en la frontera alpina de Italia y Suiza, a unos 50 kilómetros de Milán y a unos 130 kilómetros de Zúrich.

Como sucede en muchos de los lugares más fascinantes del mundo, el lago Maggiore, el más occidental y grande de los lagos prealpinos, es un punto de encuentro de historia, culturas y regiones. Al oeste, sus orillas están en el Piamonte; al este, en la Lombardía, y al norte, en Suiza.

Antes de la unificación de Litalia, el Piamonte y la Lombardía eran naciones-estados distintas, que protegían sus territorios de los ambiciosos planes de sus vecinos. En Ornavasso, todavía se puede ver la torre vigía medieval, con unas espectaculares vistas sobre el valle del Ossolo y los picos del Corni di Nibbio, al lado de la iglesia octogonal barroca de Madonna della Guardia, construida entre 1674 y 1772.

Este magnífico paisaje acuático posee el perfecto clima semimediterráneo, suave en verano y en invierno, permitiendo que flora exuberante y exótica, como las orquídeas, se pueda ver en las islas Borromeo, Isola Madre e Isola Bella. Las islas Borromeo se pueden ver desde casi todas partes de la orilla y se puede acceder a ellas mediantes los frecuentes transbordadores y taxis acuáticos que cruzan una y otra vez el lago.

En Leggiuno se encuentra el santuario de Santa Caterina de Sasso, un monasterio dominico iniciado en el siglo XIII que está colgado de una colina sobre el lago Maggiore. La estatua gigante de bronce de San Carlos Borromeo está hueca, y los más activos pueden ascender por su interior para contemplar las vistas a través de los ojos del santo.

Por último, en Ornavasso, los visitantes pueden llegar al santuario de Madonnna del Boden siguiendo un camino de burro, mientras que el funicular de Stresa los llevará hasta 1.370 metros de altura.

Dejar respuesta