Un paseo por el oeste de Belfast

Aparte de los Balcanes, no hay muchos lugares en Europa tan dividida en guetos enfrentados como Belfast oeste (Irlanda del Norte). Aquí se fraguaron los problemas que estallaron en 1968, cuando las muchedumbres de protestantes exaltados  quemaron varias casas de las familias católicas.

Las protestas por lo inadecuado de la protesta del IRA provocaron que el movimiento derivase hacia el extremismo y la aparición de los Provisionals. Cuando los problemas estaban en su punto álgido, el IRA y los paramilitares unionistas vigilaron sus zonas con un control implacable.

Así, hoy en día las líneas de demarcación todavía están claramente dibujadas, y ninguna lo está tanto como la “línea de la paz” central que serpentea entre la zona protestante de Shankill Road y la católica de Springfield Road. A pesar del actual alto el fugeo, el acoso sectario y los ataques con bombas en domicilios particulares de Belfast oeste y norte continúan, aunque ésta es una zona resistente y orgullosa que merece ser vista.

Por otro lado, los famosos murales hastiales de Falls Road abarcan una impresionante gama de temas, desde patriotas muertos hasta la figura del Che Guevara. Al final de los Falls, el cementerio de Milltown merece una visita por su zona republicana, donde la lista de patriotas se remonta a 1789 y que incluye a Bobby Sands y a los otros republicanos que hicieron huelga de hambre en 1981.

Por otra parte, los murales de Shankill Road tienden a ser más belicosos que los de Falls. Muestran a hombres con el rostro oculto blandiendo escopetas y citas del Antiguo Testamento cubiertas de sangre.

En el Belfast protestante existe un ferviente panorama evangélico que se aprecia mejor en uno de los servicios dominicales apocalípticos de Big Ian. No es necerario decir que aquí la política se toma muy en erio, así que es mejor que no muestre la camiseta de Bobby Sadas cuando entre a tomar una pinta en Shankill y que evite tararear The Sash Muy Father Wore en Andersonstown.

Foto vía Tripadvisor Tripwow

Dejar respuesta