El archipiélago finés de Helsinki a Turku

El mayor tesoro del paisaje de Finlandia son sus archipiélagos, particularmente el archipiélago del sudoeste, con sus más de 20.000 islas y pequeños islotes rocosos. Es un paisaje marítimo que atrapa la imaginación de todo el que lo contempla. La zona ha sido declarada Reserva Marina de la Biosfera por la Unesco. La mejor época para ir es entre mayo y septiembre.

Muchas de las islas están habitadas desde la Edad de Piedra, y se han encontrado varios asentamientos de la remota Edad de Hierro. La mitad de los pueblos de este parque nacional están habitados desde la fascinante Edad Media.

En las Islas Aland se pueden encontrar algunas de las iglesias y reliquias más antiguas de Finlandia, además de rastros de antigua agricultura, que se remontan al silgo XII. Un importante número de barcos se han ido a pique aquí; el más famoso de ellos fue el Vrouw Maria, un navío holandés repleto de tesoros adquiridos por Catalina la Grande. En 1999, se encontraron los restos del naufragio, y todavía hoy en día se continúan examinando.

Turku es la ciudad más antigua de Finlandia, además de su puerto más grande y su antigua capital. Se trata de la base perfecta para visitar las islas de este bello paraje, particularmente en bicicleta, ya que existe una fantástica infraestructura de transbordadores que van y vienen constantemente de las distintas islas.

La biodiversidad de eta zona resulta excepcional. El vistante podrá disfrutar con las maravillosas aves marinas, los alces y las focas mientras se empapa del encanto tranquilo y rual de las islas interiores, de la belleza de los enormes faros de Bengtskar, Isokaria y Uto, y de sus precios paisajes.

Además, recomiendo visitar el centro de visitantes del mejillón azul en Kasnas, el singular pueblo portuario de Naantali, la ciudad de Kotka y la capital Helsinki.

Foto vía Catai Tours

Dejar respuesta